1 mar. 2011

Dora Delia Battiston - Argentina

SEPIA


En las últimas gradas de la casa
María, Delia, Leticia,
dedos entrelazados
blancos hombros, collares
se apoyaban en lentos tapizados
y miraban con ojos de desvelo
el campo de oro de las manzanillas.

Así quedaron para siempre en sepia
para siempre muchachas
bellas, graves,
niqueladas de sombra
sin temor, sin futuro, sin herida.



(De: Imágenes - 1987)



SÉPIA


Nas últimas escadarias da casa
María, Delia, Leticia,
dedos entrelaçados
brancos ombros, colares
apoiaban-se em lentos atapetamentos
e miravan con olhos de desvelo
o campo de oro das camomilas.

Assim quedaran para sempre em sépia
para sempre garotas
belas, graves,
niqueladas de sombra
sem temor, sem futuro, sem ferida.


Traducción: Alberto Acosta

No hay comentarios:

Publicar un comentario